Por qué existe oposición a los Derechos Humanos en la sociedad árabe

Imprimir

Escrito por Basit bin Hasan

En un artículo publicado el 26 de noviembre, 2007 en el portal liberal www.alawan.com, el poeta tunecino Basit bin Hasan, ex presidente del Instituto Árabe para los Derechos Humanos en Túnez, revisó las diferentes formas de oposición a los derechos humanos en la sociedad árabe y el papel que esta oposición juega obstruyendo el desarrollo de una cultura de derechos humanos.  

"El prevaleciente discurso… arroja invectiva al concepto de Derechos Humanos - [Presentándolo como] una conspiración para socavar nuestra identidad" 

 

"El grado de comprensión de las sociedades árabes del concepto de ´derechos humanos´ es confuso... Siempre que el discurso árabe se acerca a aceptar nuevos conceptos [en los derechos humanos] anunciando libertades y la igualdad, este inmediatamente se enfrenta a [una barrera de] sospecha y duda respecto al beneficio práctico de estos conceptos y a la magnitud de su arraigo en nuestra ´identidad cultural´.  

 

"Fue sólo por breves momentos en la historia [árabe] que el discurso sobre la liberación fue inspirado por los conceptos de derechos humanos. [Este discurso apareció brevemente] como parte de las discusiones durante el reavivamiento [árabe], entre los movimientos de liberación nacionales anti-colonialistas, y durante el período en el que se formaron y desarrollaron las organizaciones [árabes] de derechos humanos.  

 

"[Sin embargo, en todos los otros períodos], el tema de los derechos humanos fue atacado severamente por muchas corrientes políticas y en los diferentes escritos - no sólo conservadores sino ´progresistas´ también. Esto creó mucha confusión respecto al concepto, e hizo aun más difícil para los árabes asirlo.  

 

"Estos árabes que atacaron el concepto de los derechos humanos se enfocaron [en dos temas]: el doble discurso que los países colonialistas e imperialistas hegemónicos occidentales emplean en implementar los derechos humanos, y la [aparente] contradicción entre [los valores] universales incluidos por este concepto y la ´especificidad´ de nuestras sociedades...  

 

"Mientras la crítica del concepto [de derechos humanos] ha aumentado dentro de las sociedades árabes, éste [al mismo tiempo se ha usado] en apoyar nuestra demanda para la liberación de los regimenes tiránicos y en nuestra lucha contra la corrupción, la pobreza, la marginalidad, la discriminación y la ocupación.  

 

"[Ahora] enfrentamos una situación extraña. Por una parte, nuestra sociedad está enérgicamente exigiendo participación [política], democracia, asignación justa de recursos y la restauración del concepto de estado civil, el cual promueve al individuo y el bienestar colectivo y eleva el derecho de los [ciudadanos] a los servicios de salud y educación de calidad. Aun así, por otra parte, el discurso político y cultural prevaleciente [todavía] inyecta invectiva al concepto de derechos humanos, [presentándolo] como una conspiración para socavar nuestra identidad y estabilidad. ¿Entonces que es exactamente lo que queremos?    

"El discurso prevaleciente entre nosotros está acostumbrado a culpar al hegemónico y tiránico ´otro´ de nuestros infortunios, por la atrocidad que nos rodea, por nuestro vacío cultural y por nuestros problemas. Éste nos libera [de la responsabilidad de] nuestras tragedias a través del dualismo del malvado ´otro´ y ´nosotros´, las víctimas inocentes... Esta perspectiva [sobre los derechos humanos] brota de este dualismo ingenuo, que oculta un deseo profundo - sea consciente o inconsciente - para marginar el tema de los derechos humanos y disociarlo de la cuestión de libertad….    

Para ver el despacho en su totalidad en inglés haga clic en el enlace: http://memri.org/bin/latestnews.cgi?ID=SD181008 

Fuente: Memri - 14/1/2008.